telemedicina
12 Oct. 2021

Telemedicina. Avances acelerados hacia la diagnosis remota

 

La telemedicina es la tecnología que permite diagnosticar y tratar pacientes a distancia. Si bien no es un fenómeno nuevo, la cantidad de aplicaciones de telemedicina se ha acelerado por un cambio de comportamiento del consumidor y gracias al progreso tecnológico. 

Durante la pandemia de COVID-19, el desarrollo de la telemedicina se aceleró para convertirse en una defensa fundamental contra el virus. Demostrando su potencial para hacer más eficientes los sistemas médicos y de cuidado de la salud en general. 

New Call-to-action

La telemedicina se enfocó en conectar a especialistas con pacientes en forma remota, permitiendo al personal de salud atender a pacientes evitando la exposición a patógenos y brindar el seguimiento de personas con enfermedades crónicas. A partir de esta experiencia, los proveedores, los administradores de salud y pacientes se han dado cuenta de la conveniencia y el nivel de calidad que esta tecnología puede aportar a la forma en que se brinda la atención médica, a partir de ahora hacia el futuro. 

Dentro de las facilidades que la telemedicina permite a los equipos de salud se puede destacar los controles de rutina y el seguimiento continuo del paciente. A la vez que es posible dedicar más atención cara a cara donde más se necesita. 

A partir de los avances en la inteligencia artificial y la informática, se abrirán nuevas opciones para la evaluación de analíticas en tiempo real, la realización de diagnósticos, la respuesta a las emergencias y la centralización de información. Lo que significa la agilización de todo el sistema de atención médica. Un aspecto necesario que se presentaba mucho antes de la situación global durante el 2020.

Aspectos básicos acerca de la telemedicina

La telemedicina se refiere específicamente a la educación y prestación de servicios de salud a distancia, mediante el uso de tecnología de telecomunicaciones. La transmisión digital de imágenes médicas, los diagnósticos y evaluaciones médicas y consultas por videollamada son los ejemplos de aplicación más comunes de esta rama tecnológica. 

Este desarrollo busca un nuevo estándar de atención facilitado por la tecnología. Una forma holística de mantener a los pacientes conectados con el sistema de salud, mejorando el acceso a médicos y especialistas evitando a los proveedores entornos de alto riesgo y garantizando una mayor eficiencia. Los beneficios de la atención remota son tangibles desde las aplicaciones más sencillas; aptas para todo tipo de niveles de digitalización de los profesionales y pacientes.

3 ramas para el desarrollo de la telemedicina

Existen 3 ramas dentro de la tecnología de la telemedicina. Dentro de las que se incluye las soluciones de almacenamiento y reenvío de información, el monitoreo remoto y los servicios interactivos en tiempo real. Cuando se utilizan correctamente puede generar beneficios tangibles tanto para el personal de salud como para los pacientes. 

Almacenamiento y reenvío

La telemedicina enfocada en el almacenamiento y reenvío o retransmisión permite el envío de forma sencilla de imágenes médicas o señales biológicas directamente al especialista que sea necesario. Con la estructura y aplicación adecuada, esta rama tiene el poder de ahorrar tiempo y permitir que los médicos presten sus servicios de una forma más completa y eficaz.

Monitoreo remoto

También conocido como autocontrol o autoprueba, el monitoreo remoto utiliza una variedad de dispositivos tecnológicos para controlar los signos clínicos y de salud de un paciente de forma no presencial. Se utiliza ampliamente en el tratamiento de enfermedades crónicas como las enfermedades cardiovasculares, la diabetes mellitus o el asma.

Algunos de los beneficios asociados con la monitorización remota incluyen la rentabilidad, una monitorización más frecuente y una mayor satisfacción del paciente. Existe cierto riesgo de que las pruebas realizadas por los propios pacientes sean inexactas. Sin embargo, se considera que los resultados son similares a los de las pruebas realizadas por profesionales.

  • BettrAi – Plataforma para la monitorización remota de pacientes, proveedor de telemedicina y salud digital.

Servicios interactivos en tiempo real

Los servicios interactivos pueden brindar asesoramiento inmediato a los pacientes que requieren atención médica. Hay varios medios diferentes que se utilizan para este propósito, que incluyen visitas telefónicas, en línea y domiciliarias. Se puede efectuar una historia clínica y una consulta sobre la presentación de síntomas, seguidas de una evaluación similar a la que se suele realizar durante las citas presenciales.

  • Partners HealthCare, una red sin fines de lucro con sede en Boston para proveedores de atención médica digital ofrece una variedad de programas a través de su Center for Connected Health. El programa de telesalud combina la atención, el monitoreo remoto, la intervención de enfermeras, el entrenamiento y la educación.
New Call-to-action

Beneficios y aplicaciones de la telemedicina

Mejora del acceso a la atención médica

En comunidades rurales y desatendidas, la telemedicina es una excelente alternativa para asegurar un mayor alcance y disponibilidad del servicio. Igualmente, para personas con movilidad limitada, pueden obtener más fácilmente la atención que necesitan. 

  • Tele-ICU aplicado a la atención médica en entornos rurales. 
    • Nueve hospitales en Maryland están equipados con cámaras que conectan instantáneamente a los pacientes con los médicos, abordando la escasez de médicos de cuidados intensivos en las áreas rurales.

Atención con mejor calidad

La telemedicina permite un seguimiento más frecuente de los pacientes y recopilación de datos en tiempo real. Esto puede fomentar mejores prácticas de autocuidado y de actualización de diagnósticos. Los sistemas que integran la inteligencia artificial pueden analizar automáticamente los datos de los pacientes y ayudar a los proveedores a responder rápidamente ante nuevos eventos. 

Eficiencia clínica

Como resultado de la atención remota, los médicos y otros proveedores pueden atender a más pacientes.  A la larga, las visitas pueden ser más cortas y las clínicas más pequeñas. Por otro lado, el acceso a atención en tele-urgencia apoya a resolver problemas en el momento y evitar muchos desplazamientos a las salas de urgencia. 

La integración de registros médicos vía electrónica, permite a los proveedores de salud comparar rápidamente resultados de pruebas, revisar el historial del paciente y realizar evaluaciones exhaustivas. También se pueden reducir gastos de viaje de especialistas sanitarios e igualmente de muchos pacientes. 

Entornos seguros para pacientes y proveedores

La telemedicina promueve un entorno más saludable para todos los implicados. Por ejemplo, los pacientes con gripe pueden hablar con su médico sin salir de casa, por lo tanto, no contaminan la consulta y no interrumpen su reposo. Los pacientes inmunodeficientes están mejor protegidos contra enfermedades infecciosas mientras su médico puede monitorear constantemente el progreso del paciente. 

diagnosis remota

Pacientes mejor atendidos sin necesidad de más que su teléfono móvil

El uso de la tecnología para la telemedicina no requiere más que los dispositivos que regularmente las personas ya poseen y utilizan. Con esta alternativa reducen el tiempo y los costes de acudir al médico y para padecimientos no graves puede agilizar la atención y la prevención de la salud de forma sencilla. Para esta última, la telemedicina resulta una gran herramienta para promover la cultura de prevención y seguimiento de la salud de las personas. 

Médicos y proveedores de salud con una mejor gestión de tiempo y recursos

Su uso puede ayudar a extender los servicios clínicos para llegar a más pacientes de manera eficiente y rentable. Ayuda a mejorar los resultados de salud al aumentar el seguimiento con el paciente y el manejo de enfermedades crónicas. Esto fortalece las relaciones con los pacientes manteniendo un equilibrio entre las visitas presenciales al consultorio y la vía remota. 

La telemedicina promete satisfacer una demanda natural en la era digital: cómo acercar a los pacientes y los médicos sin la necesidad de perder largas horas viajando y esperando en salas de espera saturadas, obteniendo así todos los beneficios de la atención médica. Ofrece la oportunidad de ponerse en contacto, hacer preguntas y recibir respuestas para problemas que pueden responderse de inmediato.

Los servicios de telemedicina son un gran paso adelante en la mejora de la accesibilidad de la atención médica para todos los pacientes, particularmente aquellos que viven en áreas con pocos profesionales de la salud. Además, ofrecen un beneficio significativo de costo reducido en comparación con las citas tradicionales en persona. Sin duda alguna, un desarrollo que pronto veremos como parte del ofrecimiento básico de los sistemas de salud públicos y privados. 

Como en otros campos, la crisis del COVID-19 ha supuesto una aceleración espectacular en la introducción de la telemedicina, que ya había empezado antes, pero que ahora se ha disparado de forma exponencial.

New Call-to-action
Ignasi Sayol
Últimas entradas de Ignasi Sayol (ver todo)