Conecta

Habilidades imprescindibles para ser CFO en la era digital

La aparición de nuevas herramientas digitales ha permitido que las empresas sean hoy en día mucho más eficientes de lo que lo eran hace unas décadas. Pero esta innovación ha supuesto también cambios en los perfiles profesionales, siendo el de director financiero o CFO uno de los más afectados.

New Call-to-action

La importancia de la tecnología para el departamento de finanzas

El área de finanzas de la empresa se encarga de gestionar la contabilidad de la misma. Para ello cuenta ahora con avanzados softwares que son capaces de trabajar con miles de datos en segundos.

Es por ello que las empresas ya no buscan únicamente expertos a nivel de fiscalidad y contabilidad, también especialistas que sepan aplicar las herramientas digitales a estas ramas.

No se trata solo de saber usar las herramientas para gestionar la contabilidad, hay que ir más allá. El CFO debe ser capaz de analizar todos los datos obtenidos y en base a los mismos ayudar a la compañía a tomar decisiones de carácter estratégico. Determinando qué negocios es mejor abandonar y detectando oportunidades en el mercado.

Habilidades esenciales para el CFO digital

Habilidades clásicas

A quienes ocupan este tipo de puestos siempre se les han exigido cualidades personales como tener habilidades de negociación (no en vano el CFO es un directivo que debe relacionarse tanto con sus subordinados como con el resto de directivos), ser tolerantes ante el cambio (un requisito fundamental para todos aquellos que trabajan en finanzas) o tener capacidad de análisis y de síntesis para entender los datos frutos de la contabilidad y poder realizar informes que sean entendidos por aquellos que no son expertos en finanzas.

Todo ello sin olvidar otras características personales como la capacidad de resistencia frente al estrés y la capacidad para actuar de forma ética y con transparencia.

Nuevas habilidades

habilidades director financiero

No debemos olvidar que el entorno digital es muy exigente, por lo que los empleados deben ser capaces de asumir con éxito los nuevos retos que se les van presentando.

Para el CFO el uso de herramientas digitales no es el futuro, es el presente. Las empresas cada vez demandan más este tipo de perfil.

El director financiero debe estar más informado que nunca sobre lo que ocurre en el entorno de la empresa, para poder detectar amenazas y oportunidades y revisar lo que hace la competencia. Para ello el Big Data le resultará de gran utilidad, al permitirle analizar una gran cantidad de datos de forma sencilla.

Pero un directivo no puede atender por sí solo a todas las tareas del departamento, por lo que también debe ser capaz de atraer y retener el talento hacia el área financiera de la empresa. Debe dejar de ser un jefe y convertirse en un líder capaz de motivar a sus subordinados y de sacar lo mejor de ellos mismos.

En definitiva, hoy en día al CFO se le exige que siga teniendo una formación de base en finanzas adecuada, pero también que apueste por el crecimiento personal y profesional a todos los niveles y nunca deje de aprender.

En ese camino de aprendizaje continuo, los softwares especializados y otras herramientas digitales son hoy por hoy los grandes protagonistas. Todo esto permite a las empresas seguir avanzando hacia el lean office.

New Call-to-action

Ver todo

Quizá te puede interesar…

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.