Conecta

Triunfa en la gestión de redes sociales de tu empresa

Hoy en día, las redes sociales se han vuelto imprescindibles para toda empresa. No solo te permiten llegar a clientes potenciales, si no que, además, dejan una huella de tu marca en el mundo digital. Sin embargo, tener presencia con éxito en estos medios requiere de una estrategia de gestión de redes sociales para, entre otras cosas, diferenciarse de la competencia.

¿Qué es la gestión de redes sociales?

La gestión de redes sociales, también llamada social media management, es una estrategia digital muy útil para captar y fidelizar clientes. Está centrada en crear, publicar y promocionar contenido, interactuar con la comunidad y medir los resultados obtenidos en diferentes plataformas como Facebook, Instagram, Twitter, Linkedin, Youtube o Tiktok.

Para llevar a cabo una buena gestión de las redes sociales, la persona encargada de esta tarea dentro de la empresa debe definir una estrategia digital que tenga en cuenta las redes en las que se va a tener presencia y permita cumplir con los objetivos de la marca. 

New Call-to-action

Actualmente se puede optimizar la gestión del social media con herramientas de pago o gratuitas, así como contratando a profesionales del área o a empresas que ofrezcan este servicio.

¿Por qué es importante hacer una buena gestión de las redes sociales?

Las redes sociales se han convertido en el principal canal de conexión entre la marca y el cliente. Realizar una buena gestión de las mismas es una labor que exige a las empresas esfuerzo, tiempo, y dedicación para alcanzar los resultados establecidos en su plan de marketing digital. 

Estos son algunos de los objetivos generales que se pueden lograr con la gestión de las redes sociales:

  • Crear una comunidad de prescriptores de la marca.
  • Generar interacción con la comunidad.
  • Dar visibilidad a los productos.
  • Generar tráfico a la web o e-commerce.
  • Trabajar el branding de la empresa
  • Conseguir más leads u oportunidades de venta.
  • Descubrir las necesidades y el comportamiento de los clientes potenciales.

Crear perfiles en las diferentes plataformas de social media permite a la empresa tener una comunicación cercana, directa e informal, creando una conversación bidireccional centrada en las necesidades y exigencias del cliente.

Pero una mala gestión de las redes sociales puede perjudicar la imagen de marca y las ventas. Por este motivo, cada empresa debe tener una estrategia personalizada, adaptada a su público, producto y objetivos. 

Para lograr una buena gestión, también hay que determinar qué estilo de redacción utilizará la marca, qué contenido va a compartir, las fechas importantes para las campañas, las acciones a desarrollar, etc. Todo esto, alineado con el tono de comunicación adecuado para la empresa y para cada una de las redes sociales en las que tiene presencia.

gestion de redes sociales

Pasos a seguir para implementar una buena gestión de las redes sociales

Analizar la situación

Antes de dar un nuevo paso, debes realizar un análisis de la situación actual de la marca en redes, sobre todo si quieres empezar a generar una imagen sólida y a conseguir resultados adecuados. 

En este primer paso de transformación, es importante “escuchar” a tu comunidad. Sin duda, esto ofrece una gran cantidad de información que permite una gestión coherente y óptima. 

Algunos datos relevantes en esta fase son los siguientes:

  • Descubrir el comportamiento del usuario, sus necesidades e intereses.
  • Determinar qué tipo de contenido es más atractivo y efectivo.
  • Conocer la opinión de los seguidores con respecto a la marca.
  • Observar la reputación de la marca y ver si es negativa o positiva.
  • Analizar la gestión de redes sociales de la competencia. 

New Call-to-action

Definir la estrategia

Tras realizar un análisis exhaustivo, hay que realizar un plan de social media en el que se establezcan los objetivos de la marca en redes sociales y la estrategia que se va a implementar. 

Supongamos que el objetivo es aumentar las ventas. En ese caso, la estrategia podría consistir en crear una campaña con un código de descuento por la primera compra, para la que se definiría un calendario, el tipo de contenido a publicar, los KPI que se medirían, etc.

Planificar el contenido

Es importante crear un calendario con el tipo de contenido que se quiere compartir y la forma en cómo se va a distribuir en las diferentes redes sociales. Llevar una planificación de esta clase es fundamental para evitar la improvisación, repetir contenido o publicar información que no le aporta ningún valor al usuario.

Medir los resultados

La medición de resultados constante permite evaluar la efectividad que está teniendo la estrategia empleada. Para poder medir el ROI y los KPI de la gestión de redes sociales es necesario definir previamente algunas métricas, por ejemplo:

  • Comunidad online. Número de nuevos seguidores en las redes sociales.
  • Venta de productos. Número de ventas realizadas como respuesta a una publicación o campaña.
  • Engagement de la comunidad. Participación de la comunidad en número de likes, comentarios, comparticiones, etc.
  • Leads. Número de nuevos usuarios registrados.
  • Satisfacción de los usuarios. Incremento del sentimiento positivo hacia el servicio, número de valoraciones u opiniones de los usuarios, etc.

Qué tipo de contenido publicar en las redes sociales

Una de las claves del éxito en la gestión de las redes sociales es generar contenido de calidad. Este debe ser atractivo y la marca tiene que ser constante en su publicación. 

Estos son algunos de los tipos de contenido más utilizados en redes sociales:

  • Imágenes
  • Vídeos
  • Noticias
  • Posts
  • Concursos y sorteos
  • Promociones
  • Encuestas
  • Eventos
  • Historias

Errores a evitar en la gestión de las redes sociales

Aunque las redes sociales han llegado para quedarse y ya llevan algún tiempo en el mercado digital, son muchas las empresas que cometen errores en su gestión. Algunos de los fallos que debes evitar son estos: 

  • No tener una estrategia planificada en la gestión de tus redes sociales.
  • No completar la información de la empresa en sus perfiles.
  • Usar el mismo tono en todas las redes sociales.
  • Pagar por seguidores falsos para incrementar la comunidad.
  • Centrarte en la cantidad de seguidores antes que en su calidad.
  • Hablar excesivamente de la marca sin aportar contenido de valor para los usuarios.
  • Utilizar demasiados hashtags irrelevantes.
  • Compartir una gran cantidad de contenido concentrado en poco tiempo.
  • Publicar siempre el mismo tipo de contenido. 
  • No repasar los copys para evitar errores ortográficos y gramaticales.
  • No responder a los comentarios y mensajes privados.
  • No establecer un objetivo para la gestión del social media.

Las empresas que quieran crecer, deben crear y mantener una gestión de sus redes sociales que les permita ir por delante de su competencia. Existen software CRM que hacen posible la integración de los diferentes perfiles de la empresa para facilitar su gestión y medición.

Si tu compañía no está aprovechando estas plataformas correctamente, es probable que deba incorporar a un profesional del social media management o contratar a una empresa especializada.

New Call-to-action

Ver todo

Quizá te puede interesar…

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.